ruta: Saneamiento | Unión con manguito
Volver a la home


Unión con manguito


La junta se aloja en el valle de la primera corrugación del tubo (para tubos de Ø 250 mm a Ø 1.200 mm) o de la segunda corrugación del tubo (para tubos de Ø 125 mm a Ø 200 mm). El montaje del manguito en la barra se debe realizar con técnicas que permiten una fuerza de empuje constante e uniforme hasta alcanzar el tope interno del manguito.



La junta se instala manualmente en el valle entre dos corrugaciones; en el caso de diámetros grandes la operación puede realizarse con la ayuda de una simple palanca.




Para facilitar la introducción del tubo, se recomienda lubricar el interior del manguito. Sin embargo no es conveniente lubricar la junta ya que puede arrastrar arena o tierra al interior del manguito y ocasionar problemas de estanqueidad.
      


Se recomienda utilizar medios mecánicos, teniendo cuidado de colocar una tabla plana para distribuir la fuerza uniformemente.
       




La selección del material de relleno es muy importante.
El material debe poseer la granulometría adecuada para llenar todos los huecos entre las corrugaciones.
Este tipo de granulometría permite también un drenaje óptimo en el caso de presencia de nivel freático.